lunes, 17 de agosto de 2009

Dynamo


El disco (casi) olvidado de Soda Stereo. Año 1992. Prácticamente cero difusion del sello Sony, y no se si a raiz de eso es que se fueron a BMG. Para colmo, grabado con cierta tensión interna que no afectó al resultado final.

Temas de difusión este disco bien experimental: "Primvera cero", "Fue", y "Luna roja".
Discazo. De lo mejor junto a "Cancion Animal" (el anterior, de 1990). Luego del rock durito mezclado con psicodelia de aquel, se meten en la veta "alternativa" que por entonces era lo que estaba en boga, y tambien con ese sonido "shoegazer", de colchones de guitarras ensoñadas, como los de My Bloody Valentine, que le gustaba tanto a Cerati.

Obviamente, más allá de la escasa difusión, la masa tampoco consumió este disco, y se quedó con el Soda ochentero, más comercialote o centrado solamente en "De música ligera", de lo peorcito y más demagógico que sacó el trío (sí, la oveja negra de "Canción animal").
A tal punto está disco está perdido en la memoria colectiva que por no haberlo comprado en su momento, nunca podía conseguirlo en la cadena por todos conocida. Siempre estaban los otros menos este, ni siquiera una copia había dando vueltas. Onda que los fans compraron la primera tirada y luego Sony le daba pereza reeditarlo porque nadie se acordaba del mismo?

Como siempre, se reinventaban en cada disco y hasta acá llegarían las ideas, puesto que "Sueño Stereo" fue como un compendio de todos los estilos que hicieron hasta entonces, con un leve asomo de la electrónica que cautivaría luego por unos años a su líder.

"Dynamo" fue presentado en Obras en diciembre del 92, y coherentemente con su nuevo sonido, los teloneros fueron nuevas bandas que se emparentaban con el mismo, como Babasónicos, Tía Newton (liderados por Carca) y Martes Menta. Segun una fuente que leí tambien estuvieron Resonantes (donde se encontraba Flavio Etcheto, futuro socio de Cerati en Ocio) y segun otra Juana La Loca. Pero no logro encontrar alguien que cite a Los Brujos, que me parece estuvieron tambien, y si cada noche de las 6 hubo una banda soporte distinta como tambien leí, pues entonces esas son las 6 que estuvieron.

Este álbum respira vitalidad, es riesgo artístico, es vida. Y al igual que en Cancion animal, está Daniel Melaro aportando sus cositas. Está más allá de las modas, más allá de estar emparentado con lo que cité más arriba. Y al igual que "Clics modernos" y "Piano bar" de Charly García, es olro ejemplo de dos obras maestras back to back. Un álbum coherente con su líder, al que jamás los años achanchan. Brillante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario